Últimos kilómetros de EuskarAbentura… ¡y otros miles que quedan por delante!

La expedición EuskarAbentura terminará mañana, 31 de julio, en Getxo. Hacia las 11.00 de la mañana el grupo de jzioquitarrak cruzará el Puente Bizkaia, el último monumento declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO que les falta por visitar. A las 12:30 se realizará el acto de despedida en la Escuela de Música Andrés Isasi de Getxo. Hoy, 30 de julio, las y los jóvenes presentarán por grupos los proyectos creativos que han preparado en la plaza del Teatro Arriaga de Bilbao.

Es imposible definir en palabras lo que ha supuesto EuskarAbentura, pero los números dan una pista de lo que ha sido: 783 kilómetros de los que más de 420 se han hecho a pie, 110 jóvenes, 31 días, 21 etapas, 12 xerpas (monitores/as), 11 grupos, 10 nubes (las otras personas de la organización), docenas de personas que han colaborado, 1150 kg de basura y miles de vivencias e ilusiones. Hará falta un tiempo para interiorizar todo lo vivido y evaluarlo con detenimiento. Mientras tanto, en opinión tanto de las personas participantes como de la organización EuskarAbentura ha superado todas las expectativas.

La expedición que comenzó el 1 de julio en Maule-Lextarre está a punto de hacer sus últimos kilómetros. Siguiendo los diferentes Caminos de Santiago de Euskal Herria se han cruzado los siete territorios y hoy se ha llegado a la última capital que faltaba, Bilbao. La expedición llegó a Bizkaia el sábado, 28 de julio, concretamente por Markina-Xemein. En el recibimiento en el ayuntamiento el grupo supo que estaba en la comarca más euskaldun de Euskal Herria; en Lea-Artibai el conocimiento del euskera es del 90% y su uso del 80%. A continuación, junto a varios miembros del grupo de baile Zerutxo, las y los jóvenes aprendieron los bailes típicos de la localidad: Ezpatadantza y Mahaingainekoa. Ayer, 29 de junio, completaron la etapa más larga de la aventura, con 29 kilómetros. En el camino, visitaron el Bosque Pintado de Oma y las cuevas de Santimamiñe, Patrimonio de la Humanidad. Al llegar a Gernika-Lumo fueron recibidos por parte de la concejala de euskera. Hoy, antes de coger un tren rumbo a Bilbao, han visitado la Casa de Juntas y el Árbol de Gernika.

En cada territorio que han cruzado, el grupo de jóvenes ha descubierto la realidad que vive el euskera. La información sobre Bizkaia la recibieron de la mano de los/as sociolingüistas/as Jone Goirigolzarri y Txerra Rodríguez. Siendo uno de los principales objetivos de EuskarAbentura incidir en el uso del euskera, además de las charlas sobre sociolingüística, también han recibido la visita de miembros de Euskaraldia y se han llevado a cabo varias dinámicas. Entre otras, durante varios días se animó al grupo de jóvenes a adquirir el rol de ahobizi, y también se les invitó a elegir a un jzquiotarra que tuviera la costumbre de hablar en castellano y cambiar junto a él o ella sus costumbres lingüísticas. También se ha hecho una reflexión en grupo sobre cuál es la realidad que viven las personas que quieren hablar en euskera en las zonas mixtas y castellanoparlantes. Como reconocen muchos/as de los y las jóvenes lo que han escuchado y vivido les ha servido para “encender la conciencia” y han aprendido sobre los euskalkis y las diferentes realidades. Como ejemplo, Uxue Arrese de Beasain se mostró preocupada al conocer la realidad del euskera en Nafarroa. Unai Fraters, de Washington, está muy contento por todas las palabras que ha aprendido, como “etzi” (pasado mañana) y Lukas Nerprias, natural de Baiona, he explicado entusiasmado a sus nuevos/as amigos/as las palabras propias de su euskalki; por iniciativa suya bautizaron su grupo con el nombre de “apo armatuak” (tortugas).

EuskarAbentura también busca crear redes entre la juventud, y aunque de cara al futuro queda pendiente mejorar el equilibrio entre territorios, hay que subrayar la fuerza de la red que se ha creado. La reflexión de la getxotarra Haizea Sanchez así lo demuestra: “Organizadores/as, ¿pero ya os habéis dado cuenta de lo que habéis creado? ¡El ambiente ha sido inmejorable y somos una piña! La mayoría de participantes de esta primera edición de EuskarAbentura han sido de Bizkaia, el 43% (48 jóvenes), el 21% de Navarra (23 jóvenes), el 19% de Gipuzkoa (20 jóvenes) y el 13% de Araba (14 jóvenes). Una persona de Lapurdi, otra de Behe-Nafarroa y una tercera de Zuberoa comenzaron la aventura, aunque solo ha terminado el joven de Baiona. Asimismo, dos de las personas que más han disfrutado han sido los jóvenes que han llegado de la diáspora, Unai de Wasghinton e Imanol de Viedma (Patagonia). El 65% de las personas participantes han sido mujeres, 72 mujeres y 38 hombres.

Otro de los objetivos ha sido profundizar en el conocimiento del patrimonio material e inmaterial de Euskal Herria, trabajando todo tipo de contenidos a lo largo del mes: culturales, históricos, artísticos, musicales, deportivos, relacionados con los movimientos sociales…  Entre otros, el grupo de jzioquitarras ha estado con personas como Kike Amonarriz, el director de BERRIA Martxelo Otamendi, el director de la película Handia Aitor arregi, el propulsor del proyecto Albaola Xabier Agote, el ilustrador Asisko Urmeneta (que ha visitado la aventura tres veces), el investigador Paul Rios, y los músicos Pello Armendariz e Iñigo Etxezarreta, cantantes de los grupos Skaitetan y ETS, respectivamente. Hoy, a las 18.00, presentarán en la plaza del teatro Arriaga los proyectos creativos en los que han trabajado junto a Oier Barroso, Miren Amuriza, Ander Lipus, Ximun Fusch, Peter y Kattalin Ansorena, y Myriam Perez. Hay que decir que muchas/os de las/os jóvenes que han participado en la aventura son artistas, músicos, bailarines/as, poetas… y muy creativos. De esta forma, el acto de despedida que se hará mañana se cerrará con la canción de EuskarAbentura creada por ellos/as mismos/as.

Además, han visitado muchos lugares de interés de nuestra geografía: las cuevas de Ekainberri y Santimamiñe, los monasterios de Suso y Yuso en San Millán de la Cogolla, el propio Camino de Santiago, la Colegiata de Roncesvalles, el Valle Salado de Añana, la Factoría Marítima Cultural Albaola, el Geoparque de la Costa Vasca… Mañana visitarán el último patrimonio, el Puente Bizkaia.

Por otro lado a lo largo de EuskarAbentura se han trabajado valores positivos de forma transversal, como el respeto y el cuidado del medio ambiente. Cada día se ha cuidado con mimo la gestión de los residuos, clasificando la basura como hay que hacerlo y depositándola en los recipientes que corresponde. Según el recuento, a lo largo de la expedición se han generado 1.150 kg de basura: el 60% orgánico, el 17% plástico, el 15% papel y cartón y el 8% resto. El 40% de la basura orgánica, el 70% del plástico y el 90% del papel se ha depositado en los contenedores correspondientes; de media, se ha podido reciclar el 50% del total de los residuos generados. La expedición siempre ha intentado reciclar, pero se ha tenido que adaptar a las infraestructuras de las que disponía cada localidad.

Ampollas, lesiones, calor, lluvia, falta de sueño, picaduras, baños atascados… ha pasado de todo en 31 días pero nada ha impedido disfrutar del viaje, crecer juntos, enriquecerse, aprender, crear una gran familia, querernos y cuidarnos. Hará falta un tiempo para interiorizar todo lo vivido y para evaluarlo. Mientras tanto, en opinión tanto de las personas participantes como de la organización EuskarAbentura ha superado todas las expectativas.

La idea que empezó a coger forma hace tres años, y que para algunos podía ser una pedrada o una locura, se ha convertido en realidad después de mucho trabajo y gracias a las personas, instituciones y patrocinadores/as que han creído en el proyecto: Eurorregión Nueva Aquitania-Euskadi, Navarra, BBK, Euskaltel,  Eusko Ikaskuntza, Jaso Fundazioa, Gobierno Vasco, diputaciones forales de Bizkaia, Gipuzkoa y Araba, los ayuntamientos de los pueblos por los que se ha pasado, Kaiku, Ausolan, Euskaraldia… entre otros.

Los últimos kilómetros y horas, entre Bilbao y Getxo

Antes de terminar mañana, 31 de julio, en Getxo, la expedición pasará en el Gran Bilbao sus últimas 24 horas. Este mediodía han llegado en tren desde Gernika-Lumo a la estación bilbaína de Atxuri. A continuación se han dirigido al parque de Doña Casilda donde han sido recibidos por la concejala de euskera del Ayuntamiento de Bilbao. Después de la comida se han dirigido a la plaza situada frente al Teatro Arriaga, donde a partir de las 18:00 el grupo de jóvenes presentarán sus proyectos creativos, para el disfrute de todas las personas que quieran acercarse a verlos. La última cena de la expedición será en la Factoría de Innovación de Bilbao en Uribitarte, antes de la última fiesta y dormir en el polideportivo de Deusto.

Mañana, 31 de julio, la expedición se encaminará hacia el último patrimonio a visitar, el Puente Bizkaia. Después de pasar de Portugalete a Getxo hacia las 11:00 de la mañana, se hará una foto de familia a las 12:00. Después, a las 12:30, se cerrará la expedición con una gala en la Escuela de Música Andrés Isasi.

La expedición EuskarAbentura de 2018, la primera de todas, ha llenado de luz los caminos y los corazones. Jzioqui dugu!

Deja un comentario